Jóvenes que caminan con los marginados

Feb 4 , 2020 Historias

All India Catholic University Federation - AICUF

AICUF ha estado caminando con los marginados durante los últimos 95 años. En 1924, el padre P. Carty, SJ, fundó la Catholic Youngmen’s Guild (CYMG - Asociación de Jóvenes Católicos) en St. Joseph’s College, en Tiruchirappalli, para hacer más profunda la fe de los jóvenes universitarios. Su finalidad era: «Realizar la verdad en la caridad». En 1948 pasó a denominarse All India Catholic University Federation (AICUF - Federación universitaria católica de toda la India) y finalmente, en 1949, fue adscrita a la Conferencia Episcopal de la India.

De 1952 a 1967, el padre Pierre Ceyrac, SJ, el famoso trabajador social, condujo AICUF hacia nuevas cotas. Dirigió el primer campamento de liderazgo a nivel nacional en 1953, en Mysore. Durante ese período se celebraron cuatro congresos nacionales en Chennai, Bangalore y Bombay sobre los siguientes temas: «Unidad», «Hacia un mundo mejor», «Problemas del entorno estudiantil» y «Estudiantes y justicia social». En dichos congresos participaron, en promedio, 2600 delegados estudiantiles. En 1965, el padre Ceyrac dirigió la primera convención nacional en Madrás, con el tema «Responsabilidad y compromiso con la nación», en la que participaron todos los líderes de todas las asociaciones locales de AICUF. En una entrevista del año 2012, el padre Ceyrac decía: «AICUF se fundó por Jesús. Él quería que trabajásemos por los pobres. “Lo que hacéis al último de mis hermanos a mí me lo hacéis”».

El padre Lawrence Colaco, SJ, tomó el relevo del padre Ceyrac como director nacional de AICUF y emprendió la iniciativa de revisar sus estatutos, de manera que la federación se dividió en 14 regiones. A medida que AICUF se expandía por toda la India, fue necesario ir haciendo cambios en los estatutos; esas enmiendas se iban adoptando en las convenciones nacionales.

En 1968 tuvo lugar la segunda convención nacional en Chennai, con el tema «La India que queremos». Mediante dos consultas a nivel nacional celebradas en 1970, se definió con claridad el objetivo de AICUF para las siguientes décadas. La asociación quiere contribuir a promover el cambio social. En una declaración emitida al final de un seminario importante celebrado en Madrás, la federación afirmaba: «Hemos nacido en una sociedad injusta y estamos decididos a no dejarla como la hemos encontrado». Se formaron cuatro comisiones, centradas en formar líderes para trabajar por los dalits, los refugiados, los adivasis y las mujeres.

En agosto de 1972 se organizó un seminario nacional sobre «Sociedad igualitaria» para los estudiantes que participaban en el llamado Project Know India (Proyecto «Conoce la India») y desde 1974 se hizo realidad un sueño largamente acariciado: el de crear un Centro Nacional de Documentación en Chennai.

En resumen, se pueden identificar cinco fases en la historia de la federación:
- el período doctrinal: para propagar el cristianismo;
- la época del desarrollo personal: para dinamizar a la minoría cristiana;
- el período de los campos de trabajo sociales: la oportunidad de entrar en contacto con la gente real, un requisito para formar buenos líderes;
- el subrayado de la opción preferencial por los pobres: centrando la atención en los dalits, los refugiados, los adivasis y los derechos de las mujeres;
- la toma de conciencia de la dimensión política y de la necesidad de estar y actuar «políticamente».

El padre Claude D’Souza, que fue director de AICUF durante 15 años, decía que los jóvenes de la asociación eran «profetas del siglo XXI y heraldos de esperanza».

AICUF está activa hoy en 13 estados de la India con unos 25 000 miembros. Moldea a la juventud universitaria para que sean líderes generosos que trabajen como agentes del cambio social. Ahora se centra en preparar a líderes jóvenes para promover objetivos de desarrollo sostenible y estrategias de conservación del medio ambiente. Se llevan a cabo programas de liderazgo para mejorar las capacidades a diferentes niveles. Durante las vacaciones de invierno y de verano se organizan programas nacionales de exposición social, con temas como el fundamentalismo religioso, la democracia india, los derechos de los dalits, los derechos tribales, problemas medioambientales o los derechos de las mujeres.

Los jóvenes de AICUF también están involucrados en luchas basadas en temas relacionados con violaciones de los derechos humanos. Por ejemplo, el movimiento tribal de AICUF ha estado colaborando con un movimiento tribal que lucha desde hace 27 años por el derecho a la tierra. En nuestros tiempos AICUF se ha hecho consciente de la necesidad de llevar a cabo programas de sensibilización y de salvaguardar la democracia india. Los derechos constitucionales y los de las minorías son vitales en un contexto de auge del fundamentalismo religioso.

Hay destacados antiguos miembros de AICUF que siguen llevando adelante la misión de la asociación en todos los aspectos de la vida. AICUF puede decir con orgullo que es el único movimiento no político de jóvenes católicos que ha resistido los avatares del tiempo y celebrará su centenario en 2024.

[Artículo de la publicación "Jesuitas - La Compañía de Jesús en el mundo - 2020"]